Yeso de Cadera tipo Spica

Una guía para padres de pacientes
Introducción

Cuidar de un niño en un yeso de cadera tipo spica puede ser una experiencia difícil para usted y su hijo. Este folleto ha sido preparado para responder a algunas de las preguntas que usted tenga. También se incluye información sobre lo que puede esperar si su hijo va a ser hospitalizado y tener cirugía. Si usted tiene preguntas adicionales, por favor, tome notas propias para que no se olvide de preguntar al médico.

Su hijo saldrá del hospital hacia su casa en un yeso de cadera tipo spica. Ambos, el yeso y su hijo requerirán cuidados especiales mientras su hijo (a) tenga el yeso puesto. Un yeso de cadera tipo spica lo aplicará el médico después de diferentes tipos de cirugías de cadera o pierna, libramiento de tendones, o después de un hueso roto. Aunque el yeso puede parecer abultado y raro, sirve para un propósito muy específico: inmovilizar la cadera (s) o hueso roto y mantener así la posición corregida. Las instrucciones que su médico le dé a usted, y las que aparecen en este folleto se deben seguir para asegurar al máximo la comodidad y seguridad de su hijo.

El cuidado general del yeso, será no sólo para el bienestar general del niño, sino también para la prevención de las úlceras causadas por la irritación y la presión del yeso contra la piel. Una observación más cercana será necesaria para verificar que tan apretado está el yeso, al igual que los cambios circulatorios causados por inflamación o por el proceso de crecimiento normal. Usted recibirá información sobre la cita de seguimiento y un número de teléfono que puede llamar si tiene preguntas o preocupaciones.

Cualquier persona que tenga la responsabilidad de cuidar a su hijo, ya sea un familiar, niñera o enfermera particular, deberán obtener las instrucciones de este folleto y las instrucciones dadas por el Doctor a cargo  para asegurar y mantener una atención adecuada de su hijo y el yeso.

El yeso de cadera tipo spica se aplicará en el quirófano una vez finalizada la cirugía y mientras su niño está todavía dormido.

Una vez finalizado el yeso, se trasladará a su hijo a la unidad de cuidados Post anestesia. El tiempo de recuperación varía dependiendo de qué tan rápido su hijo se despierte de la anestesia o de cuánto medicamento para el dolor se requirió en la sala de recuperación. Se le permitirá a usted estar con su hijo en la sala de recuperación cuando la enfermera crea que sea apropiado.

Su hijo se trasladara a una sala de hospital cuando el doctor decida que está listo. Una vez que su hijo está en su habitación, se hará una evaluación completa por la enfermera que incluye: temperatura, pulso, frecuencia respiratoria, presión arterial, verificación de posición IV (vía intravenosa), revisión del yeso, evaluación para el dolor, etc.

Cosas que usted puede esperar

  • Su hijo estará acostado ayudado por almohadas debido al yeso de cadera tipo spica. Los niños más pequeños serán sentados en posición vertical, ya que así se alcanza la colocación óptima de las caderas, hacia abajo en el yeso.
  • Su hijo tendrá una IV (vía intravenosa) que se inició en la sala de operaciones. El IV se continuará hasta que el niño sea capaz de tomar una cantidad adecuada de líquidos y este comiendo sólidos. Por favor pregúntele a su enfermera antes de darle al niño algo de comer o beber. A su hijo se le darán líquidos claros (trocitos de hielo, agua, 7-UP o paletas) primero después de la cirugía; para poco a poco regresar a su dieta regular.
  • Las enfermeras medirán la cantidad de líquidos que su hijo beberá y la cantidad de orina expulsada.
  •  Su hijo podrá experimentar dolor o espasmos de los músculos. La enfermera le dará medicamentos para el dolor mediante el lV o supositorios rectales. Los medicamentos para el dolor comenzaran tan pronto como sea posible y serán suministrados tan a menudo como sea necesario. Es importante que usted, y si es posible su hijo tomen un papel activo en la evaluación y reporten el dolor a la enfermera, para que así se puedan tomar medidas eficaces.
  • Su hijo podría tener náuseas o vomitar. Medicamentos estarán disponibles para el control de esto si el problema persiste.
  • La enfermera monitoreara los signos vitales de su niño con frecuencia y revisara los pies del niño, color, movimiento, sensibilidad y calidez. Los dedos de los pies deben permanecer calientes y rosados con buena circulación de sangre.
  • Su hijo podría tener un drenaje a través del yeso. Esto es normal, las enfermeras aumentarán el monitoreo.
  • Su hijo puede tener inflamación, edema en el área genital. Esto es normal debido a la proximidad de algunas incisiones quirúrgicas en el área genital. Hielo y elevación podrán reducir la hinchazón y el malestar que puede acompañarla.
  • Rayos x de rutina (o tomogramas) podrán tomarse mientras su hijo está en unidad de Cuidados Post anestésicos o después de regresar al cuarto del hospital.

Cuidado del yeso de cadera tipo SPICA

Mantenga el yeso limpio y seco

El cuidado del yeso y de la piel están relacionados estrechamente. Si se permite que la orina o excremento tenga  contacto con la piel de su hijo (como un pañal mojado o sucio o debajo de los bordes del yeso), es probable que rozaduras y yagas en la piel aparezcan.

Esto no sólo es incómodo y doloroso para su hijo, pero también podría impedir el proceso correctivo, el yeso deberá ser removido debido a los problemas de la piel. Por lo tanto, es imprescindible tomar todas las precauciones para prevenir el desarrollo de irritaciones de la piel.

Poco después de que su hijo regresa a su habitación del hospital se aplicará una cinta plástica impermeable al molde alrededor del área genital para evitar la suciedad. La cinta impermeable puede ser lavada con jabón y agua, y secarlo si es que esta mojado. Para evitar que los bordes del molde alrededor del estómago irriten la piel y eliminar los pedacitos de yeso en la cama, se sellarán los bordes del molde con tiras de cinta adhesiva. Una cubierta de fibra de vidrio de colores a veces se añade al molde antes de que su hijo se vaya a  casa. Esto proporciona una capa adicional de protección para el yeso.

Después de la demostración dada por el personal de enfermería acerca de cómo limpiar y mantener esta barrera plástica, usted participará en su mantenimiento durante la estancia hospitalaria de su hijo, para que pueda aprender y así continuar haciéndolo en casa.

Además de las tiras de plástico, toallitas de incontinencia deben ser utilizados para proteger aún más el yeso y la piel del niño ya que el podría ser incontinente. Coloque una toallita en toda el área del pañal, metiendo debajo de los bordes anterior y posterior del yeso. Luego, coloque el pañal del niño como de costumbre. Recuerde, ninguna abertura del yeso o cirugía de niño es igual. Experimente con varios cojines, pañales de recién nacido o prematuro, pañales de tela doble y toallas de incontinencia hasta encontrar el adecuado para su hijo. Las rutinas para defecar u orinar son diferentes en cada niño. Los niños vienen en todos los “tamaños”, y por lo cual los yesos varían debido al tipo de cirugía realizada.

En cualquier caso, revisiones frecuentes y regulares deberán realizarse (al menos cada dos horas durante el día y cada tres o cuatro horas durante la noche) para asegurarse de que el cojín/pañal se cambie tan pronto como se moje o ensucie.

Recuerde: Un yeso que se siente seco en el exterior no es necesariamente seco en el interior.

Durante la noche, el cojín/pañal se debe revisar y cambiar, si es necesario, con cada cambio de posición. Esto debe hacerse en intervalos de aproximadamente tres horas durante la noche y más a menudo si es necesario. Puede ser necesario establecer un reloj despertador para asegurarse de que ninguno de estos (posición/pañal) cambios se omiten.

Posicionar al niño (a)  sobre almohadas para que la cabeza y los hombros sean más altos que las nalgas también ayudará a mantener el yeso seco. Para proteger la almohada, una envoltura de plástico o un pañal desechable puede usarse dentro de la funda de la almohada.

Usando el cómodo o bacinilla

Elevar la cabeza y hombros de su niño con almohadillas cuando él o ella usen el cómodo o bacinilla. Esto ayudará a impedir que la orina corra hacia atrás y dentro del yeso. Una almohadilla de gasa, un paño o una toalla pequeña doblada será colocada en el borde posterior de un cómodo o bacinilla absorberá toda la humedad y ayudara a mantener el yeso seco. Se extraerá la almohadilla con el cómodo o bacinilla. Un cómodo o bacinilla de plástico puede ser enviada a casa con su hijo si es necesario.

Limpieza del Yeso

Si el yeso se ensucia de materia fecal, podrá limpiarse con un paño húmedo y una pequeña cantidad de limpiador, o puede aplicarse pasta de dientes con un cepillo pequeño. Este último también puede ayudar a quitar cualquier olor.

Secado del Yeso

Si el yeso llega a humedecerse, puede ser secado exponiéndolo al aire durante la siesta del niño. Quitar el pañal del niño, dejando a la almohadilla de incontinencia en lugar. Un secador de pelo puede usarse también para secar el yeso, usando solo aire tibio o frío (no caliente) de l0 a 15 minutos. El secador deberá ser colocado de  l0 a 12 pulgadas lejos de la zona que se está secando y no debe entrar en contacto con la piel.

Baño

Déle un baño de esponja todos los días. Tenga cuidado de no mojar el yeso. Con un paño húmedo, limpie debajo de los bordes del yeso, para quitar yeso molido, partículas de comida y similares.

Puede aplicar alcohol sobre la piel alrededor de los bordes del molde para evitar rupturas de la piel. No use lociones, polvos ni aceites debajo del yeso o alrededor de los bordes. Los polvos tienen una tendencia a hacer una  “torta” y las lociones como los aceites suavizan la piel, haciéndola más fácil para que la piel se rompa. No aplique alcohol en áreas ampolladas o en cualquier incisión.

Inspección del Yeso y la Piel

Revise cuidadosamente debajo y en los bordes del yeso; mañana y tarde, busque por irritación de la piel, enrojecimiento, ampollas, áreas abiertas, drenaje y zonas de presión. Una linterna puede ser útil.

Observe minuciosamente por grietas, abolladuras, ablandamiento, aumento de apretamiento o aflojamiento y drenaje en el yeso.

No permita que su niño meta lápices, crayones, pequeños juguetes u otros objetos pequeños debajo de los bordes del yeso, ya que pueden causar áreas de presión o rupturas de la piel.

Dieta

Evitar la introducción de nuevos zumos de frutas o alimentos que pueden causar heces sueltas. Si este es el caso, su hijo deberá tomar mucho líquido y comer una gran variedad de frutas y vegetales para prevenir el estreñimiento y promover la curación.

Ropa

Velcro puede añadirse o utilizarse en la ropa del niño (a) para facilitar el vestirlos.

Medicamentos para el dolor en casa

Analgésicos y medicamentos apropiados con instrucciones serán enviados a casa con usted.

Posicionamiento y rotación

Un niño en un yeso de cadera tipo spica deberá ser posicionado en forma correcta y rotado regularmente para prevenir problemas de la piel y proporcionar la máxima comodidad. La posición correcta del niño será con la cabeza y parte superior del cuerpo elevada en todo momento. Esto permite un mejor posicionamiento de las caderas hacia abajo en el yeso y permite que la gravedad haga su trabajo y mantener las heces y orina lejos del yeso. Tiene que colocar al niño sobre almohadas al menos cada 2 a 4 horas incluyendo horas nocturnas. Gire al niño de lado a lado, sobre su espalda o sobre su estómago. Asegúrese de que el yeso no este demasiado apretado en la cintura o el pecho. Los talones deben estar libres de presión cuando su niño está sobre su espalda. Evitar que los dedos del pie entren en contacto con el colchón de la cama cuando su niño está posicionado en su  estómago colocando una almohada o una toalla enrollada debajo del tobillo.

En algunos casos, una barra transversal de madera se coloca entre las piernas del yeso e incorporada en el molde con yeso cuando este se aplica. El propósito de la barra transversal es estabilizar las piernas. NO UTILICE  la barra transversal a su hijo para dar vuelta, mover o trasladar a su hijo, se pueden romper. Al dar vuelta a su niño, indíquele que deberá mantener sus brazos extendidos por encima de la cabeza.

Si las áreas enrojecidas aparecen cerca de la base o la parte superior de la columna vertebral o en los talones, su hijo debe permanecer en su estómago por períodos más largos de tiempo.

Transporte

Será posible que su hijo salga de la cama en una carriola o cochecito de paseo si el tamaño del yeso lo permite y no hay ningún riesgo de lesión. Para un niño más grande, también puede utilizarse una silla de ruedas reclinable que cuente con un accesorio para elevar las piernas. Se le sugiere que a todo momento use los métodos apropiados de posicionamiento discutido anteriormente en este folleto. Recuerde usar las medidas de seguridad adecuadas en todo momento (barandales laterales, cinturones y correas de seguridad según corresponda para la edad y tamaño).

Números de teléfono/Cómo llegar al médico ortopédico

  • Para la enfermería preguntas acerca del cuidado de su niño llame a la clínica ortopédica al numero 787-522-8133/787-735-5777
  • Si desea hablar con su médico, llame a la clínica ortopédica, 8:00 a 5:00 p.m., de lunes a viernes al numero 787-522-8133/787-735-5777
  • Después de las 17:00 y los fines de semana y días festivos llamar a la operadora del hospital al (787) 727-1000 y pida hablar con el médico ortopédico en guardia.
  • No dude en llamar a cualquier hora – día o noche – si usted tiene preguntas o problemas.

Sugerencias útiles

1. Pañales:

  • Utilice almohadillas de incontinencia de adultos en el área genital. Esto también funciona para la zona abdominal si el niño transpira. (Nombres de marca mencionados fueron Dignity Pads, Super Tranquility Pads y Poise Pads by Depend.)
  • Después de limpiar las nalgas y secar con la secadora de pelo, aplicar una fina capa de vaselina o ungüento-anti rozamiento en el área de las nalgas del niño. Esto creara una capa protectora en la piel y ayudara a prevenir la dermatitis causada por el pañal.

2. Movilidad y viajes:

  •  Un carro con lados removibles puede utilizarse para el transporte de un niño alrededor de la casa. El niño debe ser apoyado con almohadas y sujetado firmemente.
  • Viajar con varias almohadas extra para ayudar en el posicionamiento en restaurantes y otros lugares.
  • Coloque al niño en un sillón reclinable.
  • Un asiento o silla ergonómica son cómodos, y trabaja muy bien para apoyar a los niños en sus actividades.
  • Podemos ayudar para adquirir en préstamo una silla de ruedas reclinable para niños mayores.

3. Dieta:

  • Evitar jugos de frutas o alimentos que causan heces sueltas o diarrea.
  • Las primeras semanas después de la cirugía no es el momento correcto para introducir nuevos alimentos a la dieta del niño (a).
  • Disminuir la cantidad de líquidos en las noches antes de dormir.

Números telefónicos de Padres están disponibles para usted si desea hablar con un padre que ha cuidado a un niño en un yeso de cadera tipo spica. 

Recuerde: Ser paciente es la clave para salir exitoso de esta tarea. ¡Suerte!

Copyright by San Jorge Orthopedic Pediatric Institute 2016. All rights reserved.